La Ruta II

07/11/2017

3:47 de la tarde. Arriba, el volcán Nevado del Huila, dormido durante décadas acaba de despertar. Fue como si se hubiera desatado una tormenta, pero el cielo estaba completamente despejado. “Es la montaña”, gritaron los indígenas paeces.  Sí, era el volcán que despertaba de su largo sueño, de ese letargo que hace olvidar que los volcanes son volcanes y que cuando despiertan y rugen hacen temblar hasta al más valiente. Temblaron los paeces como no lo hicieron frente a conquistadores ni paramilitares. Y para el volcán el despertar fue tan solo un bostezo, no hubo erupción, ni lava, ni cenizas, tan solo un largo bostezo que por treinta segundos hizo que se moviera la tierra como no se había movido nunca en el país, y ese bostezo fue suficiente para romper el equilibrio de las vertientes suroriental y suroccidental del nevado y provocar la avalancha mortal con la que el río Páez, desbordado, arrasó con la vida de mil cien habitantes del Huila y del Cauca. El río Páez, ese que bordeamos ahora, dos décadas más tarde, en el sentido contrario al que trajo el agua, el barro y las piedras de aquella tragedia. Lo bordeamos por una carretera que atraviesa Campo Alegre, Hobo y Tesalia, lo bordeamos mientras el conductor del carro que nos transporta nos narra esa espeluznante tarde de junio de 1994, la peor tarde que han visto estas tierras. El carro se detiene en una variante más adelante de Tesalia, allí nos bajamos. El conductor retoma su camino hacia el sur, su destino es La Plata, él seguirá contando la historia, o tal vez otra, o tal vez ninguna. Nosotros nos enfilamos por el camino contrario, atravesamos el Páez por el puente del Colegio hacia el occidente, nos dirigimos a la frontera con el Cauca, subimos buscando tierras menos calientes, allá donde el Páez se ve de lejos, tranquilo, allá donde está Nátaga y donde parece que se respira café.  

 

Carlos Ospina

 

 

 

Foto por Ana Gómez

 

No olvides apoyar este proyecto en la campaña de Crowdfunding, quedan pocos días.

 

Te puede interesar también 'El corazón cafetero'

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

 
Please reload

ENTRADAS RELACIONADAS

  • Black Facebook Icon
  • Black Instagram Icon
  • Icono negro TripAdvisor
  • Black Twitter Icon
  • Black YouTube Icon

Don't miss a cup

This site is property of Travesía, a brand of Camino de Café S.A.S.

CONTACT US